Yo tengo razones para vivir !!

Buscar este blog

!

Un árbol bueno no puede dar frutos malos, como tampoco un árbol malo puede producir frutos buenos.
Por lo tanto, ustedes los reconocerán por sus obras.
1 Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y no tengo amor, vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe.
2 Y si tuviese profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo amor, nada soy.

viernes, noviembre 27, 2009

a SEÑOR SANTA MARIA


SEÑOR SANTA MARIA

La crítica histórica tiene que estar fundamentada y no creer que las afirmaciones vertidas no tengan más fundamento que lo emocional, aunque en verdad también lo emocional incentiva al proceso de investigación histórica.
Ello como corolario de la diatriba de un ascendiente español que fue y es estigma en el proceso vallejo, atizador y heredero de encomenderos en la Provincia de Santiago de Chuco.



Para empezar; los clérigos venidos de la península ibérica, no fueron y no hicieron una cruzada santa en el proceso de evangelización, que suelo llamarlo etnocidio cultural y social. El mismo Huamán Poma de Ayala lo suscribe:
[1]

De donde se desprende la actitud de los doctrineros que vinieron con la intención de incentivar la fe cristiana, si no todo lo contrario, la de hacerse lo mas rápidamente ricos.

Pero eso no es todo; algunos se escandalizan cuando se mencionan que los Curas y religiosos solo vinieron para dos cosas a nuestro territorio.

Primero para robar.
y
Segundo para generar muchos mestizos en nuestro territorio.

Y yo no miento si no que expreso lo que es fruto de la investigación. Para que aquí una muestra de mis afirmaciones en las que Huamán Poma es muy sarcástico e irreverente con los curas y contundente en sus afirmaciones, no hay excusa alguna para algún desvío en la interpretación:
[2]

Me pregunto si el tal Señor Santa María podrá negar lo mas evidente, lo tenemos también en la misma biografía Vallejiana.
Su madre fue hija de cura en India y Su Padre también fue lo mismo.

Pero lo que no sabe el Señor Santa María que sus posesiones pertenecen a los mis pueblos, que ha usufructuado indebidamente generación tras generación lo que era de otros, por lo cual debería avergonzarse y regresar por donde vinieron sus ancestros, en la que citare dos párrafos de las crónicas para que los entienda, tanto el como cualquier hispanófilo conquistador:
Y lo siguiente es mas qu evidente y no requiere comentario alguno:

Sigue las pruebas para la familia Santa María:
Bueno termino, pues las pruebas abundan y el espacio es estrecho para enrostrarle a un hispanófilo muy sabio como el Señor Santa María.

Atentamente.
Juan Esteban Yupanqui Villalobos
Túpac Isaac II.

[1]
HUAMAN POMA DE AYALA, Nueva crónica y Buen gobierno –líneas 562-567.
[2] Ibidem.

1 comentario:

  1. Muchas doctrinas equIvocas trajeron muchos males en el mundo lo mismo que en el caso de Santiago de Chuco al cual se refiere mi esposo.

    La esposa de Juan Esteban

    ResponderEliminar

El propietario del blog Mg Juan Esteban Yupanqui Villalobos declara que cada miembro del blog asume su propia responsabilidad por los artículos de autoría.

Ruta de la Sabiduria... Ruta de la Salvación

1. Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible e invisible. 2. Y en un solo Señor Jesucristo, Hijo de Dios, el único engendrado, nacido del Padre antes de los siglos, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, nacido, no creado, consustancial con el Padre, por quien fueron hechas todas las cosas. 3. Señor Jesucristo quien por nosotros los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo, y fue encarnado por el Espíritu Santo y la Virgen María, y se hizo hombre. 4. Señor Jesucristo quien fue crucificado por nosotros bajo Poncio Pilato, y padeció y fue sepultado. 5. Señor Jesucristo quien resucitó al tercer día 6. Y subió a los cielos y está sentado a la diestra del Padre. 7. Y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. 8. Creo y en el Espíritu Santo, el Señor de la Vida, quien es el Creador de la Vida y procede del Padre, a quien estamos adorando y glorificando con el Padre y el Hijo, y quien habló a las naciones mediante los profetas. 9. Y en la Iglesia, quien es el cuerpo y la novia de Jesucristo. 10. Reconozco un solo bautismo para el perdón de los pecados a través del agua y del Espíritu. 11. Estoy en espera de la resurrección de los muertos. 12. Y en la espera de la vida eterna del siglo que viene! Amén