Yo tengo razones para vivir !!

Buscar este blog

!

Un árbol bueno no puede dar frutos malos, como tampoco un árbol malo puede producir frutos buenos.
Por lo tanto, ustedes los reconocerán por sus obras.
1 Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y no tengo amor, vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe.
2 Y si tuviese profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo amor, nada soy.

jueves, junio 16, 2011

EL SINDROME DE LA OVEJA MESTIZA



Desde hace muchos años vengo recorriendo mi país, para conocerlo y darle un sentido más a mi vida, y en ese recorrido he palpado la idiosincrasia de los diferentes pueblos, de su gente. Como ellos se comportan. Y ello me ha servido para concebir y tener una idea de cómo piensan y cuál es su verdadera cosmovisión. En ese trajinar he podido constatar que cuanto más sea la resistencia de un pueblo a la invasión alienante de occidente y su resistencia más tenaz. Los valores que tanto hablan los políticos educativos, estos se mantienen más incólumes en la comunidad o pueblo.

Cuando se van perdiendo los valores como la cultura, las costumbres e inclusive la forma de organización social, la comunidad pierde su horizonte y empieza a comportarse como un occidental y se instala la codicia como principal elemento de mejoramiento social, no ya en su comunidad, si no en el ingreso a la sociedad occidental. Pero ello no quiera decir que se occidentaliza cuando ingresan los adelantos de la ciencia, todo lo contrario, cuando ingresan los valores de la sociedad occidental es cuando la comunidad pierde su identidad y obtiene otra identidad que no es la suya e inclusive adopta sus poses y concepciones ideológicas y su filosofía de vida. En la filosofía que adopta lo hace para justificar la pérdida de valores que antes ostentaba cuando su comunidad los tenía en uso, en algunas comunidades debido a los problemas suscitados por el ingreso de la patología occidental, hace uso de los dos paradigmas de vida, pero solo para justificar sus yerros y sus equivocaciones, como también para escudarse en su falta de compromisos en ambos paradigmas. Aparentemente lo hace para sobrevivir, pero no es así, si no que tienen la imagen del occidental como buena y el que le va a permitir escalar posiciones en una nación criolla donde el paradigma occidental y su sistema económico y político no puede modificarse y tienes que aceptarlo o no ingresas y si no ingresas eres invisible para el resto. Entonces nos preguntamos ¿El porque esta condición espiritual? Pensamos que el mestizo, tiene un miedo a la invisibilidad. Pues los indígenas, son invisibles para toda la sociedad criolla, no participan nunca en las grandes decisiones, ni siquiera en las que les atañe a su propio territorio, y si quieren tomar su propia decisión son ninguneados, para ello cuentan con un ejército inclusive compuesto por propios indios que agreden a sus propios hermanos, pero que también han perdido su condición e identidad de indígenas. Al perder su identidad de indígenas, pierden su relación con sus hermanos y los consideran como enemigos, para hacerlo sostienen los argumentos del Blanco o Criollo. A ello también coadyuva la religión, como elemento alienante, que le permite tener argumento para esclavizar al otro.



Con esto podemos poner dos casos de relaciones en las comunidades y su conducta que nos han permitido sacar las conclusiones y las bases para sacar éstas breves hipótesis: La primera es mi estancia de hace un año en la comunidad de Mollepata, donde poco a poco la misma comunidad me fue integrando y aceptando. Eligiéndome como uno más de su comunidad. Las actividades se hacían en forma comunal y siempre era tenido en cuenta para todas ellas así no asistiese. Tal es el caso del comedor comunal, donde se preparaba los alimentos de toda la comunidad, la que tenía casi por un aporte casi simbólico, pues como yo no sembraba y no tenía ninguna parcela, ellos mencionaban que mi aporte era simbólico, pues el solo hecho de estar en la comunidad y enseñar a sus hijos era más que suficiente. La comunidad al integrarme en su seno me dio la tarea de asesorarlos en las relaciones con las autoridades locales del estado criollo, si a si se fueron desarrollándose en torno a la integración como un miembro más de ella. Tal es así, que por ejemplo si tenía que viajar, ellos me hacían encargos diversos para hacerlo en la capital de la provincia, uno vez hechos los encargos, ellos me devolvían la cortesía invitándome siempre a sus casas, ya sea a almorzar como a merendar o cena en la tarde, como también teniéndome en cuenta, cuando sacrificaban algún animal, era el primero en ser considerado para entregarme una porción de carne o a veces de carne asada en sartén. Asimismo en las noches nos reuníamos todas las noches para conversar con toda la comunidad en largas horas de charla, donde ellos preguntaban, pero también relataban sus experiencias y relatos comunales. NI que decir en las fiestas, había un respeto único, como ellos sabían que no tomo ninguna clase de licor, hasta ebrios sabían respetar mi decisión y nunca me exigieron que participe. Cuando salía a caminar por su floresta y divisaba a alguien le saludaba y ellos contestaban el saludo con mucha cortesía. Tal es así que cuando terminó el año escolar con mucha nostalgia se despidieron de mi, dándome un sinnúmero de regalos, comida y otros enseres que ellos confeccionan, como sus famosas ollas de barro, me hicieron un regalo curioso me dieron una sartén de puro barro, que la guardo con todo mi cariño pues me lo dio el más anciano de los pobladores que todavía conserva la técnica de sus ancestros.

En las antípodas resulto al año después de mi estancia en Mollepata en una comunidad indígena denominada el Hospital, pero de hospitalidad no tiene nada. Todo lo ven color del dinero y si llega un extraño, creen que es una alcancía a la que hay que explotar. Como por mi estado avanzado de salud no puedo casi caminar, tengo que utilizar zapatillas adecuadas, les solicité que me proveyeran de una acémila para transportarme, casi me caigo al suelo, cuando me dijeron el precio, por lo que opte por trasladarme a pie, caminando casi tres horas para llegar a un paradero y así poder trasladarme a la capital de la provincia, no me quedo allí, pues los precios para mi alimentación son más caros que en la misma capital del departamento, casi comparables con el precio que se cobra por la alimentación en la capital de la república. Ningún miembro de la comunidad hace ningún favor, si no es previo pago por los servicios que te tienen que hacer. Y las condiciones en que duermen son pésimas y las climáticas son las que doran la píldora, pero lo que resalta es que allí en esta comunidad las sectas religiosas del es en donde han ingresado con fuerza, destruyendo todo rastro de comunidad y de valores de los pueblos indígenas y esto tiene una razón, al destruir la identidad de la comunidad, ellos han podido instalarse y saquear las riquezas de nuestras comunidades. Cuando los comuneros se han dado cuenta, no pueden responde a las agresiones, pues no pueden responder, por haber perdido sus valores y su identidad. Al haber todo esto es imposible que puedan responder, por no tener argumentos validos que les permitan cohesionarse como comunidad.



Túpac Isaac II.
Juan Esteban Yupanqui Villalobos.
http://juanestebanyupanqui.blogspot.com

No hay comentarios.:

Publicar un comentario

El propietario del blog Mg Juan Esteban Yupanqui Villalobos declara que cada miembro del blog asume su propia responsabilidad por los artículos de autoría.

Ruta de la Sabiduria... Ruta de la Salvación

1. Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible e invisible. 2. Y en un solo Señor Jesucristo, Hijo de Dios, el único engendrado, nacido del Padre antes de los siglos, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, nacido, no creado, consustancial con el Padre, por quien fueron hechas todas las cosas. 3. Señor Jesucristo quien por nosotros los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo, y fue encarnado por el Espíritu Santo y la Virgen María, y se hizo hombre. 4. Señor Jesucristo quien fue crucificado por nosotros bajo Poncio Pilato, y padeció y fue sepultado. 5. Señor Jesucristo quien resucitó al tercer día 6. Y subió a los cielos y está sentado a la diestra del Padre. 7. Y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. 8. Creo y en el Espíritu Santo, el Señor de la Vida, quien es el Creador de la Vida y procede del Padre, a quien estamos adorando y glorificando con el Padre y el Hijo, y quien habló a las naciones mediante los profetas. 9. Y en la Iglesia, quien es el cuerpo y la novia de Jesucristo. 10. Reconozco un solo bautismo para el perdón de los pecados a través del agua y del Espíritu. 11. Estoy en espera de la resurrección de los muertos. 12. Y en la espera de la vida eterna del siglo que viene! Amén