Yo tengo razones para vivir !!

Buscar este blog

!

Un árbol bueno no puede dar frutos malos, como tampoco un árbol malo puede producir frutos buenos.
Por lo tanto, ustedes los reconocerán por sus obras.
1 Si yo hablase lenguas humanas y angélicas, y no tengo amor, vengo a ser como metal que resuena, o címbalo que retiñe.
2 Y si tuviese profecía, y entendiese todos los misterios y toda ciencia, y si tuviese toda la fe, de tal manera que trasladase los montes, y no tengo amor, nada soy.

domingo, noviembre 04, 2018

UN AUTENTICO POLITICO AMA A SU PUEBLO




UN AUTENTICO POLITICO AMA A SU PUEBLO.

En memoria del guerrillero campesino poeta Jorge Fortunato Baltazar Gavidia
Por: Juan Esteban Yupanqui Villalobos.

Lucho al que conocimos sus ideas, aprendimos de su vida y sus obras con el ejemplo tal como lo hizo en vida. Los actuales líderes de mi patria grande y la chica son unos eternos convenidos para pelear en bien de sus intereses personales. Todos los lideres no tienen empacho en demostrar lo robado y mucho más de los que se dicen de izquierda utilizando su ubicación como un escudo para hacerse aparecer como incólumes e inmaculados en la lid política. Pero ninguno quiere dar un paso al costado para que los verdaderos líderes conduzcan al pueblo, se atrincheran en sus cubículos para medrar y hacer la guerra a quienes se acercan a esos lares. Esto escribo en razón de hacer memoria de la muerte de un gran hombre, revolucionario a carta cabal que nunca se hinco a los pies de los enemigos de nuestro pueblo y nunca pidió clemencia ante el enemigo y los trato como enemigos que son. Esto me enseño otro gran hombre como lo fue GONZALO FERNANDEZ GASCO que fue muy amigo hasta la muerte de LUIS FELIPE DE LA PUENTE UCEDA, y todo a raíz de una crítica al viejo como le decía yo, personalmente a este gran hombre a quien estimaba mucho. Hasta su muerte siempre estuvo en su mente la esperanza de que triunfe la revolución y decía siempre: aunque viejito llévenme como cocinero, no quiero morir en la paz de los muertos. Tal como lo hizo su amigo y jefe de la revolución Luis Felipe De la Puente Uceda de quien podemos decir de la entereza con que se llevó en toda su vida. Bien dijo un amigo profesor de la universidad a la hija de Lucho, usted será su hija biológica, pero nosotros lo llevamos a lucho hasta en la sangre, aunque este joven después postulo a una curul en el parlamento por una candidata peruana francesa que concesionó nuestro territorio a las huestes enemigas norteamericanas. Pero la respuesta evidencia el espíritu que contagia al formarse en el espíritu de Lucho que no lo hizo su hija por más que lleva en su sangre el de Lucho.

Como lo decimos ahora, no es solamente hacer lo que llevo en la sangre Lucho a hacerse revolucionario; pues el vio desde su pedestal como niño a las inclementes padecimientos de nosotros los indígenas y su inmensa bondad, la que el recibió de ellos a pesar del ser hijo de un hacendado, por ello cuando el tomo las riendas de la enorme hacienda de julcan que podríamos decir que sería del tamaño de la mitad .de Bulgaria, se los devolvió a su gente que eran los indios que le dieron de comer cuando era muy niño. El llevo a lo máximo de la reforma agraria que lo hicieron muchos años después los militares en su denominado gobierno revolucionario de la fuerza armada. Hoy no veo a ninguno que este en ese estado de búsqueda a ninguno de los líderes de la izquierda a quienes vemos sus vicios enormes y muy pocas capacidades que han salido a la palestra por eso que llamamos por necesidad y casualidad del destino. Pero no son políticos ni de formación ni de pasión, son solo advenedizos de las circunstancias que quieren serlo, pero no tienen las cualidades para serlo; pero allí me preguntara mi amigo, ¿Pero qué quieres, unos santos? No pretendo eso solo digo que primero resuelvan el problema de los demás y si sobrara el tiempo, eso si es que sobra que resuelvan el suyo propio, pero nunca el suyo primero y si sobra el tiempo el del pueblo. Pero los que han accedido a un puesto, se dedican a resolver su problema primero y cuando se les descubre tratan de una manera muy infantil de justificar lo hecho, es tan burda su justificación que tratan de negarlo hasta lo más evidente, tenemos a Gregorio santos y todos los que le siguen en su democracia directa que no tienen ningún empacho de salir muy orondos como si no hubieran hecho nada. Sobre todo como si ya se hubieran justificado en demasía y no hubiera nada que agregar más. Han perdido totalmente la noción de moral y ética revolucionaria que a nosotros nos enseñaron en las escuelas y en la universidad: QUE DEL PUEBLO NI SIQUIERA UNA SOLA AGUJA. Pues el dinero que llega a la labor administrativa de un pueblo, no pertenece al estado, que es solamente un recaudador y un distribuidor de los dineros que aporta nuestro pueblo para su bienestar; pero que sin embargo nuestros políticos les tienta el por allí robar y pellizcar un pedacito, pero que no piensan como ha erogado un humilde campesino que ese día que aporto no tenía ni siquiera para comprar su sal o su azuquítar. Es lo mismo en las universidades publicas donde yo también me forme, en donde los compañeros de clase mucha de las veces no tienen ni siquiera para transportarse a su sitio de origen y permanecen todo el periodo de vacaciones y recién se van cuando salen con su diploma y medalla de graduado, sobre todo para la alegría de su pueblo y su familia. Pero esos dirigentes no ven eso y están más complacidos en tratar de vivir de prebendas que da el tener un poco de poder. Esos hombres no pueden ser políticos sino más bien son sicarios que lentamente asesinan la vida de nuestro pueblo, pero ellos creen y eso han dejado dicho “Roba, pero hace obras”; pero eso hacen nuestros enemigos de clase, no un revolucionario o un hombre de progreso, eso hacen los enemigos del pueblo que con la codicia solo buscan su provenir individual sin importarles para nada la del pueblo. Lucho conocía muy bien a su paisanos y daba la responsabilidad tal como el sentía que iba a desarrollar el compañero que estaba encargado de tal caso. Aquí es bueno recordar a un hombre que no voy a decir su nombre pero los que estuvieron en esa gesta lo recordaran muy bien. Lucho sabía que era muy bien especialista en la contabilidad pero muy cobarde para hacer alguna tarea política militar, tal es así que cuando se fundó la FES o Federación de Estudiantes Santiaguinos a este compañero se le dio la tarea de ser el tesorero. Y lo cumplió tal como era debido sin que faltara un centavo y eso permitió que los estudiantes compraran unas bancas de mármol para la plaza de armas que fatalmente un alcalde imberbe de Santiago de Chuco lo desapareció sin que hasta la fecha supiéramos donde se encuentra tales reliquias históricas. Tal era su aversión a la lucha que en una tarea que tenía la célula de Santiago como era asaltar el banco de la nación para agenciarse de fondos, resulto que llego a las dos de la madrugada a su comandante para decirle que se iba a Trujillo por que esta se encontraba enferma. Por ello le paramos bromeando cada fecha como estaba su abuela que ya esa fecha había muerto hacía mucho tiempo, pero le seguíamos nosotros fastidiando. Eso mismo nosotros lo hacíamos en nuestro trabajo partidario sin pedir ni un sol a la gente, para hacer lo que nos había dicho siempre lucho de la masas ni tocar ni una aguja; más bien darle completamente nuestro cariño y nuestra bondad de todo corazón.

Todo esto lo aprendí no solamente de mis conversaciones con el viejo Gasco si no del ejemplo del compañero Baltazar a quien lo conocía como Baltita. Tan pobre y humilde que en esta semblanza quiero honrar su memoria y quizás algún día traer sus escritos para publicarlo por estos lares donde ahora me encuentro. Pues como poeta no ha sido valorado como debería ser; eso sucede siempre sucede en nuestra patria y más si es un indio y todavía un revolucionario como lo era él. No era un hombre de muchas palabras, pero si era un hombre que actuaba con absoluta contundencia para dar el ejemplo y cumplir fielmente la sentencia que se nos dio en nuestra formación como políticos. Aquí hay que hacer justicia que de este poeta revolucionario solo lo acompaño y apoyo es otro poeta que como el suscrito no estamos en los ventanales de la oficialidad, me refiero A LUIS FLORES PRADO que cumplió como un verdadero hombre para con este hombre que entrego su vida al cambio de su país.

Por ello me molesta a quienes se valen de la necesidad del pueblo para lucrar con ellas, podrán decir todo lo que quieran, pero es imposible tapar aquello que es evidente y claro ante los ojos de todos los demás, pues nos conocemos de varios años y sabemos de qué pies cojean y solamente vemos que se arrastran como serpientes para morder el poco dinero de nuestro pueblo. El problema es que no quieren reconocer sus intenciones y a quienes les enrostramos sus intenciones nos tratan con adjetivos diversos pero que denotan que les hemos herido en lo que más les duele como es el robar lo poco que llega a nuestro pueblo. En ese aspecto he tenido muchos sinsabores para con mi pueblo, al tratar de denunciar a las víboras que se arrastran, pero alguno que nunca creí que lo eran no me hicieron caso a pesar de los que les decía y otras muy campante seguían su camino. Yo les digo ustedes ven en mi persona que he ganado algo con ello, por ser muy honrado, no he ganado nada y por ello estoy muy feliz, pues nadie me puede enrostrar que me haya robado ni siquiera un sol un mísero centavo de mi pueblo. Le he dado a pesar de mi pobreza, empecé a editar un mensuario con mi propio esfuerzo y el de unos amigos, y se los regale a cada uno de mis coterráneos sin que me den nada a cambio. He escrito muchos libros y los editaba a millares y se los regale a miles de gentes, con mi propio dinero y el de unos amigos como el de Walter Ávila Lavado, el único amigo que en mis tiempos de vacas muy flacas me ayudo. El resto pedía que se les regale y así lo hice cuando lo tuve; eso me enseño Baltita, por ello lo recuerdo y a Luis Flores Prado, porque sé que velaron hasta su ultimo día en que acaeció su muerte, hubiera querido estar en ese momento, pero la realidad me tiene aquí en el este de Europa siguiendo un camino como Vallejo, pero en otras ciudades, por ello te recuerdo mi querido amigo, guerrillero, poeta y andante como nos dejó su enseñanza Lucho y el viejo.

Noviembre del 2018.


Ruta de la Sabiduria... Ruta de la Salvación

1. Creo en un solo Dios, Padre Todopoderoso, Creador del cielo y de la tierra, de todo lo visible e invisible. 2. Y en un solo Señor Jesucristo, Hijo de Dios, el único engendrado, nacido del Padre antes de los siglos, Luz de Luz, Dios verdadero de Dios verdadero, nacido, no creado, consustancial con el Padre, por quien fueron hechas todas las cosas. 3. Señor Jesucristo quien por nosotros los hombres y por nuestra salvación bajó del cielo, y fue encarnado por el Espíritu Santo y la Virgen María, y se hizo hombre. 4. Señor Jesucristo quien fue crucificado por nosotros bajo Poncio Pilato, y padeció y fue sepultado. 5. Señor Jesucristo quien resucitó al tercer día 6. Y subió a los cielos y está sentado a la diestra del Padre. 7. Y de nuevo vendrá con gloria para juzgar a vivos y muertos, y su reino no tendrá fin. 8. Creo y en el Espíritu Santo, el Señor de la Vida, quien es el Creador de la Vida y procede del Padre, a quien estamos adorando y glorificando con el Padre y el Hijo, y quien habló a las naciones mediante los profetas. 9. Y en la Iglesia, quien es el cuerpo y la novia de Jesucristo. 10. Reconozco un solo bautismo para el perdón de los pecados a través del agua y del Espíritu. 11. Estoy en espera de la resurrección de los muertos. 12. Y en la espera de la vida eterna del siglo que viene! Amén